tips-tomar-agua

El comienzo de la primavera hace que los días comiencen a ponerse más cálidos, el sol a alumbrar más y las lluvias acumuladas en el invierno hacen que la naturaleza comience un nuevo ciclo, pero el ambiente se llena de elementos que pueden producir las desagradables alergias. La aparición de pólenes de plátano oriental, alerce, álamo, de pasto y maleza, aumenta las reacciones alérgicas y las rinitis en la población.

Es una patología común y consiste en la inflamación de las membranas mucosas de la nariz, provocando estornudos, congestión nasal, picazón en la nariz, paladar, garganta, ojos y oídos, las que suelen afectar la rutina diaria y el comportamiento normal de las personas.

Muchos medicamentos pueden servir o no para curarlas, pero algunos “remedios caseros” podrían ayudar. Aquí te presentamos algunos de ellos.

Agua y vinagre

Una de las medidas más básicas para eliminar el alérgeno del cuerpo es la ingesta de agua. Ayuda a la eliminación del alérgeno acumulado y también a no deshidratarse. Es mejor si esa ingesta se acompaña con vinagre de manzana que es un antihistamínico natural.

Té verde

El té verde posee un compuesto que bloquearía la producción de histamina e IgE, sustancias que desencadenan los síntomas de alergia.

Vitamina C

Ampliamente usada para tratar alergias y enfermedades respiratorias, porque inactiva las histaminas, la vitamina C es, además, un poderoso antiinflamatorio natural.

Probióticos

Existen bebidas lácteas y suplementos alimenticios que contienen microorganismos beneficiosos. Estos ayudan a mejorar la flora del sistema digestivo y desde ahí refuerzan la inmunidad.

Ajos y cebollas

Reconocidos aliados contra el cáncer y varias otras enfermedades por sus propiedades antibióticas, los ajos y cebollas también tienen un efecto mucolítico, broncodilatador y antiinflamatorio.

Cúrcuma

La cúrcuma es una planta de la India, el extracto de cúrcuma ayudaría a bloquear la producción de IgE, por lo que sería efectiva para aliviar o prevenir los síntomas de las reacciones alérgicas.

Omega 3

Conocida es la capacidad antiinflamatoria de los aceites grasos Omega 3. Los aceites ricos en esta sustancia, como el aceite de oliva extra virgen o el consumo de pescado, ayudan a reducir los síntomas de la alergia.

Magnesio

Este mineral protege los pulmones y mejora la respiración, además, ayuda a evitar los estornudos causados por alergia. Consume este mineral a través de alimentos como almendras, semillas de girasol y vegetales de hoja verde oscuro.

Ortiga

La ortiga puede ser de gran ayuda para quienes sufren alergia al polen. La infusión de ortiga bloquearía el efecto de la histamina, aliviando y controlando los síntomas de esta alergia